A la violencia se le respondió con un contundente rechazo

Asociaciones y Colegios 31 de mayo de 2018 Por
El ataque a balazos a las casas donde vivió el juez penal rosarino Ismael Manfrín, presidente del tribunal que condenó el pasado 9 de abril a los integrantes de la banda criminal conocida como Los Monos, motivó que un amplio espectro político y judicial de la Argentina se uniera para repudiar el atentado intimidatorio y se multiplicaron las muestras de solidaridad con el magistrado y su familia.

“Es un hecho de extrema gravedad institucional. La primera reacción es la solidaridad con el magistrado y el repudio al ataque”, manifestó el presidente del Colegio de Magistrados y Funcionarios del Poder Judicial de la Provincia de Santa Fe, Gustavo Salvador, quien además agregó: “Preocupa la sensación de impunidad y la demostración de un poderío para llevar adelante estas conductas intimidatorias. No podemos permitir que se intente interferir en el accionar de uno de los poderes del Estado".

unnamed (3)

Desde la FAM se emitió un enérgico comunicado alertando sobre el incremento de los actos violentos contra magistrados y funcionarios. Además, hizo un llamamiento público a los tres Poderes del Estado a trabajar en la puesta en marcha de acciones que protejan a los ciudadanos que intervienen en procesos judiciales, sea cual sea su rol dentro de ellos, y a los operadores del sistema de justicia, con el fin de asegurar que las decisiones jurisdiccionales sean tomadas sin presiones de ninguna naturaleza.

El ministro de Justicia de la Nación, Germán Garavano, se sumó a repudiar el ataque en sus redes sociales, expresando: “Repudio el ataque que sufrió el juez Ismael Manfrín en Rosario. Seguiremos más firmes que nunca enfrentando al narcotráfico. Mi total solidaridad con el magistrado y su familia #ArgentinaSinNarcotrafico”, se leyó en su cuenta de Twitter.

El primer atentado se produjo contra el frente de una casa ubicada en calle Italia al 2100 de la ciudad de Rosario, a solo 30 metros de la comisaría 5 de dicha ciudad, a las 21.20 horas del martes 29 de mayo, vivienda donde hasta hace 45 días vivía el juez Ismael Manfrín. Unos minutos después, otro ataque armado se produjo a diez cuadras de allí, en calle Montevideo al 1000, contra el frente de un edificio en el que vivió el magistrado hace ocho años atrás.


Las autoridades provinciales y nacionales de Seguridad vincularon el hecho con el reciente traslado de uno de los jefes y un integrante de la banda criminal Los Monos a cárceles federales. Sin embargo, no fue el juez Manfrín quien decidió la medida, sino la Justicia Federal de Rosario que los llevará a juicio por narcotráfico.

El gobernador de la provincia de Santa Fe, Miguel Lifschitz habló desde Tailandia, donde se encuentra en una misión comercial: "Se intenta atemorizar a jueces y fiscales”, reflexionó.

Por su parte, la intendenta de Rosario, Mónica Fein, participó de una conferencia de prensa en la sede del Colegio de Magistrados y Funcionarios del Poder Judicial de la Provincia de Santa Fe junto al presidente de dicha entidad, Gustavo Salvador, el presidente de la FAM, Ariel Ariza, los ministros de la Corte Suprema de Justicia de Santa Fe, Roberto Falistocco, María Angélica Gastaldi y Mario Netri, y el ministro de Justicia de la provincia de Santa Fe, Ricardo Silberstein.

timthumb (2)

“Venimos a ratificar nuestro compromiso con la tarea que viene llevando la Justicia y particularmente el juez (Manfrín)”, expresó Fein, quien se preocupó por “apoyar este accionar” de la Justicia “que es fundamental para la vida democrática” y por “exponer además de nuestra solidaridad nuestro compromiso de trabajar de manera conjunta desde los distintos poderes del Estado, porque aquí claramente se juega una responsabilidad institucional que no tiene que ver con un juez si no con toda la sociedad”.

La intendenta recalcó que “más allá de la interpretación que cada uno haga, lo que nosotros debemos repudiar es cualquier acto de intimidación, porque intenta dar un mensaje a toda la sociedad y a la Justicia”. En ese sentido, advirtió que “es fundamental que se avance en la protección (de los jueces) y en el esclarecimiento del hecho, que es lo que nos va a dar garantías de que no se va a repetir”.


En idéntico sentido se expidieron en otra conferencia de prensa, realizada en sede de la Gobernación, encabezada por el vicegobernador Carlos Fascendini, acompañado por el ministro de Gobierno, Pablo Farías, junto al ministro de Seguridad, Maximiliano Pullaro y al de Justicia, Ricardo Silberstein, al Fiscal General de la Provincia Jorge Baclini y el fiscal regional Patricio Serjal.


Otras manifestaciones de repudio y solidaridad

Por otra parte, la Corte Suprema de Justicia de Santa Fe, mediante un comunicado de prensa, se solidarizó con el doctor Ismael Manfrín, quien resulta particularmente afectado en el caso, y le ofrece todo su apoyo institucional a los fines de que pueda seguir desarrollando sus tareas con la independencia e imparcialidad que exigen el desempeño de los cargos jurisdiccionales. Más allá de las prontas medidas desplegadas por el Poder Ejecutivo en orden a la protección de los magistrados y funcionarios relacionados con los hechos, la oportunidad es propicia para requerir que se mantengan dichas medidas y que se adopten todas aquellas que sean necesarias, a los fines de que los  Tribunales ‑y, en general, la ciudadanía y todas las autoridades de la Provincia‑ puedan desarrollar sus respectivas actividades y funciones en el más adecuado marco institucional".

En el mismo sentido, se expidió la Asociación de Magistrados y Funcionarios de la Justicia Nacional, haciendo lo propio, a su turno, la Ministra de Seguridad de la Nación, Patricia Bullrich concluyó: "Es un intento de amedrentar a la Justicia y a todos los que trabajamos contra el narcotráfico".

 

FAM